jueves, 31 de enero de 2013

Más de 140. Cita n.4


                 Desde el desfiladero veo subir la caravana como hilera de orugas con ritmo lento pero con atronadora firmeza. Ya al pie de la loma aprecio sus horribles rostros, como deformados por el paso de miles de años pero con la solida creencia del saberse ganadores y al mismo tiempo únicos supervivientes de una estirpe otrora dominante en este planeta. Mis ordenes se limitan a la observación e información de sus movimientos, pero ese mortecino viento árido del sur menguaba mis dotes para la misión, hasta sucumbir y ser capturado por los "PPSOE" así los llamábamos debido a su enorme tamaño.

                    Nunca supe verdaderamente cual era la intención de nuestra incursión por aquellas tierras tan inhóspitas, y peligrosas al mismo tiempo. La migración de los PPSOE ponía nervioso a más de uno en las altas jerarquías y al parecer no era para menos... Se encaminaban a su particular cementerio de elefantes, ellos fueron los primeros en comprender el verdadero sentido de la existencia... La Muerte...

Más de 140. Cita nº3

               
                    Es tremendo el varapalo que nos han dado nuestros políticos, en este caso los del PP. Pasadas ya unas horas comenzamos a despertar. Pero quizás señores, uno de los principales problemas es que nos dejáis sin argumentos para rebatir a nuestros amigos de otras ideologías y nos vemos obligados a agachar la cabeza y decir "parece ser...". Es vergonzoso tirar por la ventana tanto tiempo de creer en un proyecto.

miércoles, 30 de enero de 2013

Más de 140. Cita nº2

          Si la #castapolítica continua manteniendo la autonomias, como simples invernaderos para criar votos, puede y espero que esta operación le explote en la cara. Ya esta bien de plásticos y abono para el ciudadano, mientras ellos engordan con los manjares que nosotros les proporcionamos. Cortemos las cuerdas y dejemos de ser manipulados a su estilo. Porque funciona, par ejemplo en ISLANDIA.

Más de 140. Cita nº1

              Estamos sumergidos en un estado donde los sinvergüenzas campean a sus anchas por el ex-territorio nacional. Lejos de estar perseguidos manipulan los hilos de  forma más que eficiente. Los que caen, son simplemente una cortina de humo, meros títeres para contener una ciudadanía que se conforma con bien poco.